domingo, 29 de septiembre de 2013

"Pelo Malo"


Fotograma de la película "Pelo Malo"
La venezolana Mariana Rondón ganó, la  Concha de Oro en la edición 61 del Festival de Cine de San Sebastián (España), con su película Pelo Malo. Casi tres décadas han pasado desde que otra cineasta venezolana,  Fina Torres, cosechó honores  en Canes con su recordada Oriana. No hay duda que Venezuela ha cambiado desde esa última fecha  y más en los últimos catorce años.

La película obtuvo el premio por decisión unánime del jurado y está “protagonizada por un niño de nueve años que quiere alisarse su pelo rizado para la foto de la escuela… esconde un duro retrato de la realidad venezolana…”

En la entrevista que se le hace a la directora, Mariana Rondón, publicada en El País de España, se indica  que es “… una película contra la intolerancia, que apoya las pequeñas rebeldías…“  Pero, va mucho más allá, destaca  la responsabilidad del anterior presidente venezolano y del actual, al estimular las diferencias y los odios entre venezolanos, en una  sistemática y vociferante actuación en los medios de comunicación, totalmente copados  por el gobierno. Más recientemente, la homofobia del régimen y de la cual una muestra emblemática son las declaraciones  que hizo esa especie de inquisidor a lo Torquemada de la Asamblea Nacional, quien otorga culpabilidades e inocencias, en medio de un lenguaje escatológico y deprimente. 

La entrevista tiene aspectos mucho más positivos y optimistas. Queremos destacar el hecho de la presencia muy importante de las mujeres en el trabajo del cine venezolano. Así como la circunstancia que los venezolanos ven el cine  que se hace  en el país, por una ley del pasado que obliga a los exhibidores a mantenerlas en cartelera, por al menos dos semanas. Y, pese a que la entrevistada  cree que no es suficientemente optimista sobre el futuro, recoge lo que la mayoría de los venezolanos creemos  sobre esta situación: “No me gusta la polarización de mi país. Quiero que gente muy diferente encuentre… lugar para charlar. En esta radicalización que me preocupa mucho hemos perdido los sitios de encuentro. No me puedo creer que no haya marcha atrás.”     

Recomendamos leer la entrevista directamente  y, por supuesto, ver la película, Pelo Malo, en cuanto les sea posible.